Pautas

Se ríe a mi lado y a mí me queda el regusto agridulce de la sonrisa. Me gustaría ser capaz de poder reír como ella, ahora mismo, a pleno pulmón sabiendo que cuando vuelva a casa tendrá algo más a lo que aferrarse y no deberá debatirse en la cuestión de la supervivencia.

Estoy empeñado en comprender lo que no puede ser comprendido. El devenir es errático, no planeado ni preparado para que pueda aprehenderlo, como mucho asumirlo y adaptarme a él.

Sin embargo no puedo evitar ilusionarme, alegrarme, o sentirme más feliz y con más color si algo me dice que tal vez está pensando en mí del mismo modo que yo en ella.

Pero eso es solo cavilar, divagar en el mundo de lo onírico, en un reino de luz y sombra perfectamente entrelazadas. Siento que de este modo resulto decepcionante para quien trata de ayudarme, pero también saben qué pautas me definen, qué líneas completan el dibujo de mi identidad, y que si no me pasase lo que me está pasando no sería yo mismo.

Aun así lo siento por ellos. Por si piensan que su esfuerzo está siendo inútil. No lo está siendo, por supuesto, pero ya se sabe que no se le pueden quitar las ganas de volar al soñador…

Y menos cuando está seguro de lo que quiere.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: